Texto narrativo: Mecanismo de cohesión: Los signos de puntuación

 Los signos de puntuación :Quizás no han existido en los cursos tradicionales de redacción otro asunto sobre el que se haya insistido tanto, pero que al mismo tiempo provoque tantas confusiones, dudas, preguntas y resistencias como ha sucedido con el empleo de los signos de puntuación. La mayoría de los estudiantes consideran bastante difícil aprender a puntuar formalmente, y reconoce su incapacidad para utilizarlos de manera adecuada.

Es una necesidad porque la memoria activa en la lectura es limitada.

La deixis es la localización e identificación de personas objetos, acontecimientos, etc.generados por un texto en relación con un contexto informativo y una situación espacio .temporal dada .Los deícticos carecen de significado autónomo, pues su sentido depende del texto en el que aparecen.

Los signos de puntuación le proporcionan al lector pautas fundamentales para generar sentido a partir de un texto escrito.

Sus funciones son diversas: estructuran los textos, delimitan frases, eliminan ambigüedades, resaltan ideas e indican las relaciones de subordinación entre ellas, regulan el ritmo de la composición, etc. Sin lugar a dudas, podemos establecer luna estrecha relación entre puntuación, unidad textual, propósito comunicativo y estilo personal del escritor.

El empleo de los distintos signos de puntuación no obedece a reglas generales y absolutas que puedan aprenderse de memoria; lo que no quiere decir que su utilización sea anárquica y caprichosa. Aunque es innegable que existen errores de puntuación que todos los manuales coinciden en condenar, un mismo texto o un mismo enunciado pueden tener varias maneras correctas de puntuarse. Recordemos aquel famoso testamento al que cada uno de los involucrados le cambiaba la puntuación para favorecer sus intereses. Un anciano millonario que se negaba siempre a hace su testamento, un día sintió por fin llegar su último momento .Se llamó a toda prisa a notario y testigos. Mientras éstos llegaban ,se agravó el enfermo ;de tal manera que sólo pudieron tomar nota, sin colocar la puntuación ,de la siguiente frase ininteligible por la entrecortada de la pronunciación :dejo mis bienes a mi sobrino Juan no a mi sobrino Pedro nunca jamás pagarán la deuda al sastre nada para los Jesuitas todo lo dicho es mi deseo.

Giovanni Parodi Sweis y Paulina Núñez Lagos ,en su texto “En búsqueda de un modelo cognitivo /textual para la evaluación del texto escrito” Afirma : La puntuación de los textos producidos ha sido el rasgo más considerado ,ya que incide en forma directa en la organización de la estructura textual, es decir, en el proceso de construcción lineal de información tanto en el nivel micro como macroestructural; por ende ,su adecuado o inadecuado uso redunda definitivamente en la elaboración y posterior reconstrucción de los significados textuales.

Esta guía no quiere ser redundante sobre el empleo adecuado de los signos de puntuación: Hay muchos manuales que desarrollan estos temas; sin embargo, es importante advertir que el dominio de puntuación sólo se consigue por medio de la práctica permanente de la escritura.

Nosotros pensamos que la dinámica para un joven aprendiz es la práctica manual y del manual nuevamente a la práctica; y no pretender ejercitarse en el manejo de todos los signos al mismo tiempo-¿A quién le han enseñado todos los estilos en su primera clase de natación?

Lingüísticas, psicólogos y otros investigadores han estudiado, desde distintas perspectivas, cómo funciona la cohesión en la lectura y en la escrituras. En general, han encontrado que los vínculos cohesivos sirven como señales que ayudan a los lectores a comprender e interpretar los textos o a construirlos con una estructura organizada.

Deja un Comentario